Arévalo y el culto al sol en la Armenia pagana

Huellas

Según la mitología armenia, Vahagn nació del fuego y “con soles en los ojos”.

Hace unos días visité a Arevaluys, una superviviente del genocidio armenio. Contaré su historia, pero no ahora. Tras publicar su foto en algunas redes sociales, el lingüista y escritor Jesús García Castrillo, que lleva tiempo al acecho de las conexiones entre los idiomas armenio, euskera y castellano, me escribió sospechando que acababa de llegar a una de sus “teselas”, como él las llama. Jesús me puso al día en un debate entre lingüistas, o más bien una laguna, para mí desconocida: el origen fonético de “Arévalo” (pueblo de Ávila y apellido), todavía difuso.

Anuncios

Trndez, la fiesta del fuego y del amor

Huellas

Todavía quedan cenizas de las hogueras que ardieron anoche, principalmente junto a las iglesias, pero también en algunas esquinas y patios. De un cable de la luz cuelga un enorme letrero a base de globos de colores que dice I love Anna y las calles están llenas de flores y de globos rojos. El 14 de febrero en Armenia es mucho más que el día de los enamorados. Es Tearnendarach, comúnmente conocido como Trndez (Candlemas o Misa de Velas), una fiesta de origen pagano que la Iglesia  Armenia se encargó de adoptar y adaptar al calendario cristiano, en la que se funden antiguas y nuevas costumbres.